Bolatti: «Con la colaboración de Aída Ayala, Gustavo Martínez aumentó los impuestos un 100%»

El concejal afirmó que el intendente de Resistencia reemplazó el «impuestazo» con un aumento «simplificado pero alto».

El concejal Fabricio Bolatti cuestionó fuertemente la nueva ordenanza municipal de Resistencia que se aprobó en reemplazo del denominado «impuestazo«, que había sido anulada por la Justicia, al considerarla inconstitucional, y aseguró que con «el acuerdo político» con Aída Ayala, Gustavo Martínez terminó aplicando un aumento del 100% sobre la valuación de la tierra y las tasas de servicios.

Al presentar un análisis del contenido de la nueva Ordenanza Impositiva y Tributaria N°13.294, el edil del Frente Chaqueño sostuvo que «con el camino cerrado por un firme fallo judicial de la Cámara Contencioso Administrativa, no quedó otra alternativa a las autoridades municipales que derogar la ya declarada “inconstitucional” Ordenanza 13.258, y promover una nueva que pueda demostrar el cumplimiento de las formas que requiere la sanción de una norma de este alcance e importancia».

Así, Bolatti habló de «acuerdo político» entre oficialismo y el sector de la UCR liderado por Aída Ayala «permitió alcanzar los dos tercios de los votos necesarios para la sanción de una nueva Ordenanza Impositiva y Tributaria 2020».

«En la primera versión, de diciembre de 2019, se permitió el ingreso del despacho de la Comisión de Hacienda con las modificaciones que luego dieron lugar a inexplicables aumentos, que en algunos casos superaron el 300%», señaló el concejal.

En ese marco, señaló que «para esta nueva normativa impositiva, se tuvieron recaudos formales y se redujo el impacto del aumento pero, una vez más, se acudió a la sorpresa y a dar poca información a la hora de su sanción; aunque posteriormente se pudo corroborar y acceder al respaldo documental necesario como para conocer el contenido de las nuevas obligaciones que recaen sobre los contribuyentes en este año 2020″.

«Se observa que la actual gestión municipal, hace eje una vez más en aumentar la ‘valuación de la tierra’, pero dejando de lado las técnicas aplicadas en el ‘impuestazo’, donde se habría aplicado un aumento general y además recategorizado varias ‘zonas’, alcanzando porcentajes de actualización que multiplicaban por cinco o seis el impuesto del año 2019 y por ende las tasas que llegaban facturadas a algunos domicilios», señaló Bolatti.

«Esta vez directamente sobre el Anexo III del 2019, se aplica un 100% de aumento al valor de la tierra, el que se mantenía fijo desde el año 2014, no así los otros componentes elegidos para actualizar el tributo, como ser el valor del metro cuadrado (m2) de edificación, los valores fijos e índices aplicados sobre la base imponible».

La Tasa de Servicios, también con altos incrementos

Por otro lado, el concejal Bolatti planteó que «la Tasa Retributiva de Servicios también sigue la misma suerte y juntos con el tributo que recae sobre el valor del inmueble, esta tasa es una de las principales fuentes de ingresos propios, la que en esta nueva normativa sancionada tiene un incremento del 100% sobre el monto fijo cobrado el año pasado, donde se le suma un % sobre la valuación fiscal, la que acabamos de analizar que puede tener incrementos superiores al 65%, por lo que para esta tasa que se cobra como retribución a los servicios municipales prestados – ej: recolección de residuos y barrido –, debemos esperar boletas que dupliquen a las recibidas el año 2019″.

«Simplificando principalmente en estos dos conceptos, es que se aprobaron las actualizaciones de estos tributos, manteniendo y ratificando el aumento que habían tenido las “Patentes” ya desde el inicio de año», concluyó.

 

 

Comparte este artículo